20
Feb 15
Compartir

Los argumentos de las películas van mucho más allá de lo que te puedas imaginar. Cisne Negro oculta una reflexión sobre el mundo del espectáculo; Charlie y la Fábrica de Chocolate es más clara: las personas son más importantes que el dinero. Hoy vamos a darle una vuelta de tuerca a 5 de las películas más taquilleras de la historia para que veas que la Educación Financiera está donde menos te la esperas:

/

1. Gremlins

La mascota que no puede mojarse porque se convierte en un monstruo descontrolado. Una moraleja sobre la gran responsabilidad que supone tener un animal en casa que puede aplicarse igualmente a las finanzas personales: antes de abordar grandes gastos, comprueba que podrás hacerte cargo de ellos. No ahora (que probablemente puedas), sino durante todo el tiempo que “convivirá” contigo si no quieres que se convierta en tu gremlin particular en lugar de disfrutar de un amistoso Gizmo que te alegra el día a día.

/

2. En busca de la felicidad

Will Smith luchaba contra viento y marea ante las adversidades de la vida en esta película. La clave: ser positivo, focalizar lo que quiere conseguir, ser consciente de que le costará (y mucho), pero que debe seguir sin desfallecer. Así que cada día salía a la calle con fuerzas renovadas. Algo que puedes aplicarte si, por ejemplo, estás en plena búsqueda de empleo. No dejes que el abatimiento te gane la batalla: tu trabajo está ahí fuera y te está esperando, ¡ánimo!.

/

3. Cazafantasmas

Si algo se puede extraer de Los Cazafantasmas es que aprovechar los nichos del mercado son una oportunidad increíble para los negocios: si eres el único que ofrece un servicio, ¡eres el único al que pueden recurrir!. Eso sí, si tienes una idea de negocio comprueba antes que es más “terrenal” , porque nuestros protagonistas ya cazaron todos los espectros que había por ahí sueltos. Antes de poner nada en marcha tienes que hacer un estudio de mercado y calcular bien con qué recursos cuentas, no querrás estar pegado al teléfono como Peter esperando que los clientes caigan del cielo, ¿verdad?.

/

4.Descubriendo nunca jamás

Un claro ejemplo de pensamiento lateral: darle un nuevo impulso, nuevo uso o un nuevo enfoque a algo que ya existía con una buena dosis de creatividad. El resultado es algo totalmente inesperado. En el caso de la película es una obra de teatro para niños que emociona a mayores, pero en otros casos es algo tan sencillo como ponerle un palo a un caramelo. En época de crisis hay que agudizar aún más el ingenio para que un negocio siga adelante, tómate tiempo para leer e inspirarte (en OpenMind y CIBBVA tienes mucho repertorio) y lleva una libreta encima: nunca sabes cuándo puede llegar “La Idea” que puede darle un nuevo impulso.

/

5. In Time

Probablemente ya sabes lo que vamos a decir: el dinero es finito y hay que saber administrarlo. No queremos ser pesados pero es realmente importante controlar nuestras finanzas personales, no es tan difícil si sigues “Las 4 reglas del Cash Flow”.

/

Bonus track: Charlie y la fábrica de chocolate

No podríamos tener un cierre mejor. El señor Wonka se hizo indescriptiblemente rico gracias a su gran visión de los negocios y su increíble creatividad en cuestión de dulces y caramelos. Notaba que algo le faltaba pero no lo identificaba, hasta que Charlie decidió quedarse con su familia en lugar de con la incalculable herencia. Así que, como ya apuntábamos al principio, el dinero no lo es todo: la gente que te rodea es tu mejor capital, ¡aprovecha este fin de semana para cultivarlo!.

/

Artículos relacionados:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Spam Protection by WP-SpamFree

BBVA 2012     Licencia de Creative Commons