11
Dic 15
Compartir

Entre los teléfonos inteligentes, los smartwatches y las pulseras medidoras ya no hay excusa para ponerse en forma, o eso nos dicen.  ¿Merecen las nuevas tecnologías del deporte la pena? ¿De verdad que necesitas medir tus sesiones? ¿Es más fácil ser constante con estas apps y aparatos?

Hay respuestas para todos los gustos aunque la opción más extendida entre los expertos es que, si bien nada se compara a un entrenador personal que te de caña y que no te permita parar, las aplicaciones y cuantificadores tienen sus ventajas, siempre y cuando se usen correctamente.

Como ocurre con el tema de alimentación saludable, la clave es la constancia. Dicho de otro modo, el deporte sólo dará frutos si eres constante, si lo practicas con cierta frecuencia y si lo practicas de forma correcta. En el caso de las apps deportivas, parece que sí nos ayudan a organizar el ejercicio de una forma coherente ya que se encargan de programar un calendario de actividades en función de unos objetivos generales (ya sea perder peso, tonificar,  preparar una carrera…)

Apps para hacer deporte

 

Asimismo, este tipo de tecnología añade un cierto componente de reto y de juego al ejercicio, lo que nunca está de más. Pero, ¿cuál es la aplicación que tú necesitas? Pues la mejor será, sin duda, la que más te guste a ti, así que, como muchas de ellas tiene una versión gratuita, te aconsejamos que te las descargues todas y que te quedes con la que más te convence. Entre ellas, destacan:

Runkeeper. La descarga y los entrenamientos básicos son gratuitos. Para los entrenamientos más avanzados hay que pagar pero verás que el precio es muy reducido. Es bastante sencilla de usar, pero sobre todo destaca por lo fácil que es programar entrenamientos. La única pega que podríamos poner es que no se trata de una app muy social, por lo que compartir tus resultados (que a veces da muy buen rollo) puede ser complicado.

Endomondo. Muy completa en cuanto al desplegable de deportes disponibles. Muy social.

Runtastic. Cuenta con versiones propias para deportes concretos (lo que viene genial si te has centrado en una única disciplina); no son versiones gratuitas pero parece que merecen la pena. Esta app es la que está más presente en plataformas.

Nike Training Club. Una excelente app de fitness que te lleva la cuenta de ejercicios domésticos clásicos como flexiones, sentadillas, abdominales o estiramientos. Si lo tuyo es hacer deporte en es un gran opción.

Cuál elegir depende de muchos factores. Si vas a compartir el ejercicio con amigos, quizá lo mejor será que os instaléis todos la misma.  También, si dudas entre dos, puedes usarlas al tiempo para descubrir cuál te gusta más.

Por otro lado, tenemos los cuantificadores personales, ya sean smartwatches o pulseras que sirven para llevar un registro de la actividad diaria no estrictamente deportiva (como pasos caminados, escalones, una estimación de las calorías que quemas y de si duermes mejor o peor…). Están bien, pues te dan una “foto” general de si hoy has hecho suficiente ejercicio físico suave o no durante una jornada, semana… En definitiva son un buen complemento para mejorar tu salud siempre que te apliques en mejorar el ejercicio y son perfectas para todas las edades. Hay precios para todos los bolsillos (desde 60 euros) y todo hace pensar que serán uno de los regalos estrella de estas navidades.

Para el tema de las apps, que ya os comentábamos que son gratuitas y sus versiones pro son muy económicas, así que puedes regalárselas a quien quieras estas fiestas y quedar muy bien por poco dinero. Si lo que te ha cautivado de verdad son los smartwatches o las pulseras, ya ves que el precio sube un poco, sobre todo si te has enamorado de alguno de los AppleWatch, pero siempre puedes pagar el mes que viene -con la tarjeta BBVA Después– o en cómodos plazos con la tarjeta BBVA A tu Ritmo.

¡Hasta la semana que viene!

 

Artículos relacionados:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Spam Protection by WP-SpamFree

BBVA 2012     Licencia de Creative Commons